Ir al contenido principal

Basílica de Santa Teresa en Caracas

En época de la colonia existía en Caracas, en la esquina de San Felipe, un pequeño oratorio fundado por el bien recordado Padre Ramón Palacios y Sojo; su construcción era sencilla y si su recuerdo persiste en nuestros días se debe a los hermosos cipreses que adornaban su jardín. El Cabildo Eclesiástico de Caracas autorizó su construcción en el año 1764

En 1870 el General Antonio Guzmán Blanco, para cumplir con su programa de transformación urbana, la hizo demoler para levantar en el mismo sitio una iglesia que él llamó de Santa Ana en recuerdo a su esposa doña Ana Teresa, nombre que perduro hasta 1876 en que fue cambiado por el de Santa Teresa. Suponemos que esta iglesia la hizo edificar Guzmán con el objeto de hacerse perdonar de los caraqueños el haber derribado el templo de San Pablo.Para levantarla, el caudillo tuvo la inteligencia de nombrar a un hombre que reunía las complejas habilidades de ingeniero y arquitecto: Juan Hurtado Manrique. El estilo escogido por este famoso arquitecto para sus diseños fue el neoclásico, justamente el preferido por Guzmán y que por aquella época hacía furor en muchas capitales europeas.Hurtado Manrique revela en esta obra una gran habilidad en el uso del formalismo neoclásico y logra, además, una original distribución de la planta y un dinámico movimiento de volúmenes con el acertado empleo de cúpulas elípticas, bóvedas, torres y fachadas de diseños distintos.La fachada oeste está dedicada a Santa Ana y la fachada este está dedicada a Santa Teresa.La Basílica de Santa Teresa es el centro del culto al Nazareno de San Pablo, el cual se celebra durante la Semana Santa.

Mediante Decreto de la Junta Nacional Protectora y Conservadora del Patrimonio Histórico y Artístico de la Nación, por considerar el valor arquitectónico que posee esta Iglesia, la declaró el 9 de diciembre de 1959 Monumento Histórico Nacional.

Santa Teresa está de pie y llena de recuerdos, ha vivido a lo largo de los años horas de ansiedad y de desesperación. Sufrió mucho en la estabilidad de su estructura durante el temblor del año 1900 y últimamente con las obras emprendidas en la construcción de la Avenida Bolívar, las cuales por desgracias la cercan y la oprimen.

Tomado de caracasvirtual.com

Comentarios

Sliker ha dicho que…
Saludos. Por casualidad se dieron cuenta que hay en la fotografía principal en la parte de arriba. Un pájaro?

Entradas populares de este blog

Cuentos de tío tigre y tío conejo.

PRIMER CUENTO:TIO CONEJO COMIENDO ALMENDRÓN, EN LA SELVA.

Tío conejo sentado en el suelo, golpea unas pepas de almendrón, para sacarle las almendras y comérselas. Cuando de repente se aproxima por detrás tío tigre y exclama con voz ronca y fuerte: Ajá! tío conejo, así te quería conseguir. Te dije que me la ibas a pagar, por tantas travesuras que me has hecho. Ahora si es verdad que nadie te va a salvar. Hoy serás mí almuerzo! Te voy a comer!

TIO CONEJO SORPRENDIDO

Tío conejo se levanta sorprendido, pero de inmediato piensa como va librarse de esta situación tan comprometedora. Y con su acostumbrada picardía exclama: Caramba, tío tigre, usted va desperdiciar la oportunidad de comerse un manjar tan exquisito, por comerse este pobre y famélico conejo. Intrigado tío tigre exclama con cierta elocuencia:¿ A qué manjar te refieres? ! Contéstame! antes que clave mis colmillos sobre tu cuerpo: Tío conejo responde, señalando hacia el suelo: A estos sabrosos almendros. Tan sólo tienes que golpea…

¿Los analfabetas o analfabetos?

En nuestra literatura oficial y pedagógica es frecuente hablar de los analfabetas. No es raro que se diga" Ese profesor es un analfabeta", lo cual parece una "contradictio in terminis", y en realidad no siempre lo es. En 1907 escribía Manuel Díaz Rodríguez en carta a Gil Fortoul (Entre las colinas en flor) : "Pizarro, analfabeta"... Y en 1909 Rómulo Gallegos ( Una posición en la vida): " nuestros analfabetas preceptores".
El mismo uso de analfabeta en masculino se ha señalado en Colombia, México, Guatemala, Nicaragua, Puerto Rico, Cuba, Perú, Chile, etc. Pero en el castellano general se dice: " Juan es un analfabeto"; María es una analfabeta". El latín tardío formó, con raíces griegas, la palabra analphabetus para designar al que no conocía ni las letras: De ahí el analfabeto moderno, documentado en castellano ya en 1609. ¿ Cómo se explica entonces esa difundida forma en -a para el masculino?
Sanín Cano, en la Revista de Indias de 1…

Las diez grandes mentiras del teatro infantil

Las diez grandes mentiras del teatro infantil

Armando Carías

Mentira nº 1: “El niño es un espectador muy exigente”.

Si esto fuera verdad, no tendríamos que estárselo disputando al monstruo televisivo, al cine basura y al teatro infantil farandulero. Nuestros niños y niñas están tan alienados como los adultos que conforman su entorno y obedecen a los mismos códigos de la superficialidad y el mal gusto que han aprendido de los medios de
comunicación de masas. Suele señalarse, como argumento que refuerza esta mentira, el hecho de que el niño, en su sinceridad, se desconecta y hasta sabotea un espectáculo que no “lo atrapa”, indicativo-según parece-de su “alto nivel de exigencia como espectador”.
Creo que se confunde “exigencia” y sentido crítico con simple fastidio. El que un niño no “se conecte” con lo que sucede en la escena, no necesariamente es reflejo de su capacidad de discernimiento ni de la evaluación consciente de lo que pueda estar presenciando.
De hecho, con frecuencia somos te…